Enfermedades digestivas y CBD

Propiedades digestivas del CBD

En el siguiente artículo queremos que aprendas algo nuevo sobre el uso del CBD como complemento en múltiples patologías digestivas. Queremos ayudarte a sobrellevar esos días malos en los que el dolor, abdominal la hinchazón abdominal o la sensación de mal digestión no te dejan seguir adelante y que tu calidad de vida se vea mejorada.

Existe información y estudios al respecto, los cuales nos describen como el CBD, un componente no psicoactivo del Cannabis, gracias a sus propiedades terapéuticas antiinflamatorias, puede ser de gran ayuda para aliviar síntomas de dichas enfermedades y complementar así los tratamientos convencionales.

Te invitamos a que tomes nota de todo el contenido, pues te ayudará en la manera de llevar esta enfermedad. 

Actualmente no se conoce con exactitud cuál podría ser la causa de muchas patologías digestivas, se piensa que pueden ser enfermedades en las que puede influir muchos aspectos diferentes: genéticos, estrés, alimentación, tabaco... Se ha visto que ciertas enfermedades, como la Enfermedad de Crohn pueden tener un componente inmunitario.

La gran mayoría de afecciones digestivas tienen en común la inflamación, y es ahí donde el CBD puede ayudarte, debido a su gran poder como antiinflamatorio. Además, actúa como analgésico y como relajante, por lo que cuenta con un gran potencial en este tipo de patologías.


Síntomas de las enfermedades digestivas.

La aparición de los síntomas va a depender de la zona afectada del sistema digestivo, y sus grados son muy variables en relación al tipo de patología que se padezca. Se sabe que todos estos síntomas se agravan con el estrés y una mala alimentación, así como con unos malos hábitos de vida. Algunos de los síntomas son:

  • Dolor abdominal o cólicos.
  • Fatiga.
  • Falta de apetito.
  • Pérdida de peso.
  • Sensación constante de plenitud.
  • Estreñimiento o diarreas.
  • Hinchazón abdominal.
  • Tránsito intestinal lento.

Uso del CBD como tratamiento complementario en las enfermedades digestivas.

Desde aquí queremos ofrecerte pequeñas recomendaciones que, junto con los fármacos, podrían ayudarte a mejorar y reducir todos los síntomas causados por estas patologías.

Nutrición variada y sana, con alimentos ricos en fibra y donde no puede faltar un buen aporte de fruta, vegetales, legumbres y pescados.

  • Evita las grasas y los alimentos procesados, así como reducir los lácteos.
  • Beber 2 litros de agua al día.
  • Ejercicio físico.
  • Evitar el consumo de tabaco.

Asimismo, es importante mantener un estilo de vida libre de estrés, ya que esto puede influir en el empeoramiento de los síntomas de estas enfermedades, y para ello, el aceite CBD puede ser tu gran aliado.

Gracias a las propiedades del CBD y la evidencia que existe al respecto, se ha comprobado que su consumo produce los siguientes beneficios:

El CBD puede reduce la inflamación

Se ha demostrado que el CBD puede ser interesante ante las enfermedades inflamatorias, siendo la enfermedad de Crohn o la colitis ulcerosa parte de ellas. Este tipo de efectos se cree que son posibles debido a la capacidad antiinflamatorias de este cannabinoide en nuestro organismo.

El CBD un aliado para nuestro microbiota y su restauración.

Diversos estudios demuestran que el CBD puede influir en la salud del microbioma. Dicho en otras palabras, en la serie de microorganismos que están conviviendo en nuestro organismo. Esto es algo muy significativo ya que estas enfermedades digestivas están estrechamente relacionadas con el estado de nuestra flora intestinal.

El CBD reduce el dolor abdominal

El dolor abdominal seguramente es una los síntomas más molestos de estas enfermedades y se ha comprobado que el CBD puede actuar en este caso como un relajante muscular del sistema gastrointestinal y además como potente analgésico, por lo que nos ayudaría a reducir el dolor.

Dosis de CBD para tratar estas patologías.

Éste es un punto importante y no queremos generalizar. Sabemos que cada uno de nosotros es único y por eso q es muy importante individualizar a cada paciente.

Igualmente, el porcentaje de CBD que presente el aceite también influirá en la dosis a elegir, sin embargo, unos 25 mg de CBD puede ser suficiente para ti y la mayoría de pacientes.

En ese sentido, la recomendación es una concentración media, como puede ser el aceite CBD de 10 %, el cual puedes encontrar en nuestro catálogo de aceites CBD en conjunto a otras concentraciones, las cuales van del 5, 15, 20 y 30 %. Sin embargo, debes consultar previamente con un especialista, y en base a lo que te recomiende, puedes elegir entre la variedad que hallarás en nuestro catálogo.

¿Cómo puedo usar el CBD para aliviar los síntomas de esta enfermedad?

El aceite CBD se ha convertido en la vía preferida por la mayoría de pacientes para consumir el CBD y tratar los síntomas digestivos, ya que es muy fácil de usar y los efectos no tardan en aparecer.

En ese sentido, sólo deberás aplicar unas cuantas gotas debajo de la lengua y esperar los efectos de este cannabinoide.



Este artículo es totalmente informativo. No proporciona asesoramiento médico, legal o profesional.

Envíos en 24/48hrs

100% orgánico

Cultivado en España

Calidad premium

Suscríbete a nuestro Newsletter

Estarás informado en todo momento de nuestras promociones. ¡No te pierdas nuestras ofertas!